Portada e ilustración para el libro ‘Gürtel, la trama’

Gürtel, la trama

Portada ilustración.

Gürtel, la trama‘, libro de David Fernández

Ilustración y diseño de Juantxo Cruz.

Libros.com

Colección Investigación.

Este libro ha sido publicado tras completar una campaña de crowdfunding.

 

 

Portada del libro 'Gürtel, la trama'.
Portada del libro ‘Gürtel, la trama’.
Sobre el libro
«Este es un libro de pocos héroes y muchos villanos, un libro que escenifica los tentáculos de la corrupción. Ahí están la ‘Gürtel’, la ‘Púnica’, los papeles de Bárcenas, la ‘Malaya’; casos que se confunden, casos que suponen toda una losa para el Partido Popular y que, de no ser por estos periodistas malditos, jamás habrían salido a la luz».
Nacho Cardero, director de El Confidencial.

 

 

Sobre el autor

David Fernández, periodista madrileño nacido en 1975, es especialista en temas de interior y corrupción. Trabajó durante casi quince años en el diario 20minutos y en 2013 publicó el reportaje Los de la ETA han asesinado a tu hijo (Libros del K.O.) junto a José Antonio Gutiérrez. En la actualidad forma parte de la plantilla de El Confidencial; durante los últimos años ha colaborado con revistas como TiempoFiat Lux o Interviú.
Sobre la colección Investigación de libros.com

Periodismo de investigación debidamente documentado y contrastado; una colección que pretende levantar las alfombras del poder y sacar a debate los aspectos más ocultos de la política y la historia de nuestro país.

Director: Antonio Rubio

 

Diseño de la portada del libro 'La Tama Gürtel'
Diseño de la portada del libro ‘La Tama Gürtel’

 

Sobre la trama Gürtel

El caso Gürtel es el nombre con el que se conoce una investigación iniciada en noviembre de 2007 por la Fiscalía Anticorrupción y denunciada por la Fiscalía en febrero de 2009 ante la Audiencia Nacional, sobre una red de corrupción política vinculada al Partido Popular, que funcionaba principalmente en las comunidades de Madrid y Valencia.

Portada e ilustración para el libro ‘El Saqueo de los ERE’

El saqueo de los ERE

Portada ilustración.

‘El saqueo de los ERE’, Sebastián Torres y Antonio Salvador

Ilustración y diseño de Juantxo Cruz.

Libros.com

Colección Investigación.

Este libro ha sido publicado tras completar una campaña de crowdfunding.

 

 

El saqueo de los ERE
El saqueo de los ERE

 

Sobre el libro
Este libro es el primero sobre el caso ‘ERE’, uno de los mayores escándalos de corrupción que ha visto la historia reciente de nuestro país y que ha comprometido la imagen pública de no pocos dirigentes del Partido Socialista. Toda una trama delictiva por medio de la cual, además de lucrarse, numerosos políticos pretendían imponer en Andalucía una «paz social» digna del más puro caciquismo decimonónico, y que los autores han sabido resumir de una manera inteligente y esclarecedora, arrojando luz a multitud de detalles hasta ahora desconocidos por la ciudadanía.
Sobre los autores
Sebastián Torres y Antonio Salvador, ambos redactores de El Mundo de Andalucía, son dos de los periodistas que con mayor profundidad se han adentrado en los recovecos de los ERE. Un total de cinco años de trabajo que ha aportado información tan relevante como para ser reclamada por el propio Juzgado de Instrucción Número 6 de Sevilla.
Los papeles del caso ERE y la juez Mercedes Alaya.
Los papeles del caso ERE y la juez Mercedes Alaya.
Sobre el caso ERE
El caso ERE en Andalucía, también llamado escándalo de los ERE en Andalucía o EREscándalo, también conocido como EREgate caso del fondo de reptileses una red de corrupción política vinculada a la Junta de Andalucía, que gobierna el PSOE desde el año 1980. El origen de este escándalo en Andalucía estuvo en la investigación del caso de corrupción en la empresa sevillana Mercasevilla, en la que fueron detectadas prejubilaciones aparentemente fraudulentas.

ILLUS: Ferrari World

Ilustraciones en el kit de prensa de Ferrari World.
No están firmadas.

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

V12

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Paddock

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Formula Rosa

Más imágenes.

The media kit contains invaluable information about Ferrari World Abu Dhabi.

For further information and media enquiries, please contact Weber Shandwick:

Rachel Dunn +971 50 439 4186 rachel.dunn@ws-mena.com
May Ng +971 50 698 5227 may.ng@ws-mena.com
Bijal Soni +971 50 715 8362 bijal.soni@ws-mena.com

What is Ferrari World Abu Dhabi?
Ferrari World Abu Dhabi, set to open on October 28 2010, is the world’s first Ferrari theme park
and largest attraction of its kind. It will be an intense multi-sensory experience and a must-visit
for enthusiasts, fans and families. Ferrari World Abu Dhabi pays tribute to the passion,
excellence, performance, technical innovation that Ferrari has established over the years and
represents today. The Park will host a number of attractions, including rides for children of all
ages, a wide variety of Italian delicacies, and of course unique shopping experiences.

MAPS: Hand Drawn Map Association

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

The Hand Drawn Map Association
Colecciones de mapas realizados a mano.

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

En Facebook.

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Here to There: A Curious Collection from the Hand Drawn Map Association
Paperback: 224 pages
Publisher: Princeton Architectural Press (September 1, 2010)
Language: English
ISBN-10: 1568988826
ISBN-13: 978-1568988825
Autor: Kris Harzinski runs a graphic design studio called Free Design in Lancaster, Pennsylvania.
12$

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

The Map as Art: Contemporary Artists Explore Cartography

Hardcover: 256 pages
Publisher: Princeton Architectural Press; 26,5 cm x 23,5 cm edition (September 23, 2009)
Language: English
ISBN-10: 1568987625
ISBN-13: 978-1568987620
Autora: Katharine Harmon
30$

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Terms and Conditions
Our goal at the HDMA is to share our collection of maps with the widest audience possible. To this end, by submitting work to the HDMA you grant us permission to use your sumbmission as indicated below. You still have the right to use your material in any way you see fit, you are simply allowing us to publish the work here and to share it in other ways such as exhibitions, publicity, and other publications in the future.

When you submit maps or other images or information to the HDMA, you are giving us a perpetual, royalty-free license (that is, “permission”) to use, reproduce, publish, and otherwise exercise intellectual property rights (including copyright and rights of publicity) with respect to your submission, including storing it electronically and using or incorporating it in other works and in any media now known or later developed, including without limitation, in published books and public exhibitions. You also agree that we can use your submission at our discretion, including cropping, tinting, or otherwise altering it for our uses, and we can share it with the public through different methods. Finally, since this is a public project, you agree not to hold the HDMA or any of its members or agents responsible for any uses the HDMA or anyone else may make of your submission. If you have any concerns about sharing the information contained in your submission with the public, you should not submit it to the HDMA.

ILLUS: Señores que hacen monigotes

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Bravísimo Carlos Salas.
Para los que no pudieron leer ayer en MERCADOS la columna ’Agítese antes de usar’.
Carlos Salas, periodista total.

AGÍTESE ANTES DE LEER

Esos señores que hacen monigotes

CARLOS SALAS

Durante mucho tiempo sostuve la hipótesis de que en España surgían grandes dibujantes porque los profesores de escuela eran somníferos, y, para aguantar sus clases, los estudiantes se dedicaban a hacer monigotes. En mi clase había grandes talentos. Yo no pasé de trazar cubos y paralelepípedos.
Seguimos siendo una mina de talentos. En los últimos 20 años, un montón de dibujantes españoles ha encontrado trabajo en las grandes editoriales extranjeras. Angel Unzueta en Marvel haciendo cómics de Lobezno o X-Force; Pasqual Ferry dibujando La Patrulla X y Supermán; Alfonso Azpiri trabajando para Heavy Metal, o Jordi Bernet con historias de Batman para DC Comics.
Hace poco me acerqué a Expocómic y pregunté a Unzueta y Ferry cómo trataba este país a su arte. Pusieron el ejemplo del cine, que recibía muchas ayudas a pesar de los fracasos comerciales. En cambio, los dibujantes de cómics tienen mucho más público y más éxito. «Pero casi nadie nos hace caso», concluyeron.
La idea que se tiene en España del cómic es que es un arte menor o ni siquiera eso. El escritor Vicente Molina Foix afirmó hace poco que encontraba más sensibilidad en los coleccionistas de sellos que en los amantes de las tiras cómicas. El artículo incendió a los amantes de los tebeos, y respondieron -con razón- que España es una de las mayores potencias del mundo en dibujantes. El problema es que les pasa lo mismo que a nuestros científicos: para ganarse las lentejas tienen que salir de este país.
Según un estudio encargado por el Ministerio de Cultura, el cómic en España mueve 83 millones de euros (www.mcu.es/libro/docs/MC/CD/Comic.doc ). Nada que ver con los 138 millones de euros de 1999. O les ayudamos, o acabarán en otro país. Por eso, hace tres años, el Ministerio de Cultura decidió crear un Premio Nacional del Cómic para mostrar la sensibilidad política con los ilustradores, y éstos quedaron estupefactos pues era la primera vez que alguien de allí arriba les hacía caso. «Puede suponer un punto de inflexión para que mucha gente empiece a plantearse vivir de verdad de su arte sin tener que emigrar», decía la página web www.actualidadcomic.com. Sin embargo, Molina Foix criticó el galardón por poner a la misma altura a un «dibujante de monigotes» y a un novelista.
En realidad, el debate no debería ser si los tebeos son el noveno arte o el decimoséptimo, sino si hay que convertirlos en una industria. Me explico. Hasta que llegó Ferrá Adria con su tortilla nitrogenada, la imagen mundial de la restauración española era paellas and sangría. Ahora, los españoles están considerados como los mejores chefs del mundo, y hasta un hotel de mala muerte cuenta con un chef que prepara un menú de «transparencias de cuadrúpedo con frutos de Castilla, bajo lluvia de Jaén»; o sea, pantumaca. ¿Han viajado ustedes recientemente a Londres, Nueva York o Berlín? Entonces habrán visto cómo proliferan los Tapas-Bar, que vendrían a ser las pizzerías españolas. Bravo.
Los tebeos y todo lo que hay alrededor de ellos también se debería convertir en una industria porque ahí hay una mina de oro. ¿Una industria? El ex primer ministro japonés Taro Aso anunció en abril del año pasado que el manga y el anime, que es como llaman allí a los tebeos, iban a entrar en el plan de estímulo a la economía nipona porque «esos contenidos llaman la atención de los consumidores mundiales». Soñó con un mercado de 200.000 a 300.000 millones de dólares para 2020, lo que supondría crear 500.000 nuevos empleos.
Para levantar algo similar en España habría que declarar al cómic industria de interés general. La Generalitat de Cataluña ha lanzado otro premio, pero sumados todos los galardones que hay en España, aún es poco comparado con otras artes de dudosa rentabilidad. Y eso que es más barato ayudar a mil ilustradores que producir una película.
Los comics además están atravesando su propia metamorfosis tecnológica. Marvel Comics ha abierto una página en internet donde, por un precio modesto, se pueden leer los cómics con un nivel de perfección que el papel no es capaz de imitar. Es lógico. La pantalla de un ordenador puede producir millones de colores, pero una rotativa aún está en la edad de piedra.
Esto supone dar un paso hacia otro mercado: el de los lectores electrónicos. Estos aparatos, del tamaño de un libro, son pantallas a través de las cuales se pueden leer libros. Pero las próximas generaciones de lectores electrónicos se presentarán con pantallas más grandes y con millones de colores, algo en lo que se tendrán que fijar las editoriales españolas de comics como Planeta, Astiberri o Panini.
Uno de los géneros que encajaría con la nueva tecnología es la novela gráfica, que es un cómic largo, con tantas páginas como un libro. Por ejemplo, los creadores de 11-M (Gálvez, Guiral, Mundet y González), no se limitaron a crear el argumento después de una noche de botellón, sino que se pusieron a investigar el atentado terrorista como lo hubieran hecho un equipo de periodistas: entrevistaron a los protagonistas, a las víctimas, estudiaron los periódicos y al final compusieron un docu-có
mic que eriza los pelos.
Pero no nos limitemos al papel. Estrenos como la película Planet 51 deberían servir para convencerse de que aquí se puede conquistar el mercado mundial. Quienes están detrás de esas maravillas digitales son ilustradores. Hay un montón de artistas españoles trabajando ya para Pixar, DreamWorks y Disney.
Los que aún continúan viendo las tiras cómicas como algo gracioso y nada más que gracioso deberían saber que cuando se lee un periódico hay tres secciones que no fallan: la portada, la página de televisión y el chiste del dibujante. Y esos chistes de Ricardo, Forges o Mingote determinan muchas veces la opinión de millones de personas ante hechos políticos, sociales o económicos.
Aunque duela: «esos señores que hacen monigotes» tienen más carga de profundidad que «esos señores que teclean garabatos».
carsalas21@gmail.com

ILLUS: Basil Wolverton, monstruos y humor

Basil Wolverton (1909, Oregón-1978, Vancouver) fue un ilustrador norteamericano de referencia (MAD, Marvel Comics) durante la ‘edad dorada’ del cómic.
Estilo grotesco y ‘freaky’ que influyó notablemente en Robert Crump (1943) y en Drew Friedman (1958).

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Portada de MAD 11.

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Wovertoons

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Ilustraciones en MAD 17, ‘Meet Miss Potgold’.

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Bomba de hidrógeno, 1954, ‘Plain Truth magazine’.

Gracias por visitar el sitio de Juantxo Cruz

Libro ‘The Original Art of Basil Wolverton.